1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (4 votes, average: 5,00 out of 5)
Cargando…

Invertir en acciones

Invertir en acciones

Invertir en acciones es quizás la forma más común de inversión de cara a los inversores más pequeños. Eso no significa que todo el mundo sepa qué es una acción y que significa invertir en acciones.

¿Qué son las acciones?

Las acciones son títulos emitidos por las empresas. Representa una de las fracciones iguales que componen su capital. Las acciones otorgan derechos a los propietarios. Están los derechos políticos, que te permiten votar en las juntas de accionistas. Y derechos económicos, tienen el derecho a recibir plusvalía si la entidad decidió repartir.

Las acciones tienen un valor, y la suma del valor de todas las acciones indican el valor de mercado de la empresa. Las acciones tienen dos tipos de valores, el valor nominal y el valor de mercado. El valor nominal es aquel que se obtiene al dividir el capital social (bienes a nombre de la entidad) entre el número de acciones.

El valor de mercado es el valor que se paga en el mercado por las acciones.

Tener en cuenta que el valor que sale en las cotizaciones bursátileses el valor de mercado, y es el que se suele usar para invertir en acciones.

Una vez explicado qué es una acción, debemos saber qué formas hay para invertir en acciones. Para eso hay que tener presente que no todas las empresas cotizan en bolsa. Para cotizar en bolsa, una empresa debe cumplir una serie de condiciones bastante estrictas. Condiciones de liquilidad, transparencia de cuentas, entre otras varias.

A las empresas les interesa cotizar en bolsa, porque les es más fácil poner a la venta, y vender, acciones nuevas. Les es más fácil venderlas por la facilidad de invertir en bolsa ya que es un mercado centralizado con empresas de calidad. Las acciones nuevas son emitidas por las entidades como fuente de financiación, y son ampliaciones de capital.

Para invertir en acciones tenemos varios instrumentos financieros que nos permiten ajustar el riesgo que estamos dispuestos a asumir. También nos permiten apalancar las ganancias y/o pérdidas.

Algunos de esos instrumentos son CFDs, Warrants, contratos de futuros etc. La mayoría de estos productos son ofrecidos por cualquier banco, y ofrecidos por todos los brokers profesionales.

Un Broker es un agente autorizado a realizar operaciones en la bolsa y que ellos ganan dinero por las comisiones que les cobran a los clientes por realizar estas operaciones.

En general, invertir en bolsa a largo plazo suele dar rendimientos positivos. Eso es porque se suelen cobrar plusvalías al año y porque las empresas que cotizan en bolsa suelen ser empresas sólidas, que a la larga tienden a crecer, por tanto el riesgo de inversión es bajo.

Invertir en acciones a medio y corto plazo resulta más arriesgado. Pues no solo se ve afectado el precio por la oferta y la demanda, sino que también viene afectado por noticias fundamentales de la empresa y del entorno.

Qué opciones tenemos para invertir en bolsa.

El análisis fundamental tiene por objetivo analizar datos relacionados con la entidad para estimar su valor real o fundamental. Eso se hace para determinar si el precio está sobrevalorado o infravalorado.

El precio real de la acción se intenta estimar a partir del análisis e interpretación de todos los factores que pueden alterar el precio éstas. A grandes rasgos hay tres tipos de factores:

Análisis económico

En el análisis económico intenta contextualizar el estado de la economía global. Como es bien sabido, el contexto económico global siempre afecta a las empresas y por eso es importante antes de invertir en acciones. Ciclos económicos, previsiones futuras y la situación geopolítica en la cual opera la empresa son algunos de los factores que se tienen en cuenta.

Análisis del sector industrial

Además del contexto de la economía global, es importante analizar cómo está el sector industrial al que pertenece la sociedad. Es importante porque no todos los sectores se comportan igual ante distintos contextos económicos globales.

Un ejemplo sería una empresa de alimentos baratos. Ante un contexto de crisis, ese sector es posible que crezca, ya que hay más necesidad de obtener alimentos baratos.

Análisis de la compañía

Por último, es esencial conocer el estado de la empresa antes de invertir en acciones de ésta. En este análisis entra la valoración general no financiera. Factores como el análisis DAFO, accionariado, clientes, etc.

Por último se mira la información financiera de la empresa, tales como ratios de balance, de rentabilidad y bursátiles. Aconsejamos leer algún libro especializado en estos términos para tenerlo más claro.

Análisis técnico

El análisis técnico, en contra a lo que comúnmente se piensa, no sirve para predecir el comportamiento del precio de las acciones. El análisis técnico sirve para detectar una serie de patrones, y hacer movimientos en base a esos patrones identificados, porque con alta probabilidad el precio reacciona de cierta manera cuando se forman esos patrones.

Básicamente se fundamenta en el análisis del precio de las acciones, el volumen de compraventa y una serie de indicadores como resistencias, tendencias, medias, y otros. Hay mucha literatura sobre esto y se recomienda leerla.

En el análisis técnico tenemos dos grandes tipos de analistas. Cada uno se basa en distintos aspectos para invertir en acciones.

Análisis charsista

Los charsistas son aquellos analistas que se basan exclusivamente en la información revelada en los gráficos. Parte de esa información son la identificación de soportes y resistencias, canales y figuras técnicas.

Algunas de las figuras técnicas más conocidas son el hombro cabeza hombro, martillo, vela invertida, doble techo, etc.

Análisis técnico estricto

El análisis técnico estricto se basa en actuar en base al comportamiento de una serie de indicadores. Según se cumplen ciertas condiciones se identifican ventanas de oportunidad para invertir, y cuando muchas se cumplen, significa que es un buen momento para invertir en acciones.

Algunos de esos indicadores pueden ser las medias móviles, los estocásticos, osciladores y muchos otros.

Dejar respuesta