Saltar al contenido

Como elegir créditos y prestamos personales

Debemos tener muy claro que los préstamos personales son productos caros debido a su alto tipo de interés (puede sobrepasar el 15%) y en ocasiones comisiones de apertura o cancelación que pueden llegar al 3%.

En consecuencia debemos utilizar este tipo de préstamos únicamente cuando sea indispensable, el acceso a los préstamos de consumo como pueda ser con la finalidad de comprar un coche, una moto, pagar un viaje o comprar el último modelo de ordenador, debe hacerse con precaución y planificando la forma en que haremos frente a los pagos.

Para elegir créditos y préstamos personales debemos tener en cuenta:

  1. En primer lugar el tipo de interés aplicado.
  2. Las comisiones de estudio, apertura, amortización o cancelación.
  3. Productos vinculados que nos obliguen a contratar.
  4. El plazo de amortización para liquidar el préstamo.

Sin duda alguna los simuladores de préstamos personales son excelentes herramientas para ver este tipo de características en cifras exactas, son una forma de simular las cuotas mensuales variando algunas características como las anteriormente citadas.

El simulador debe ser utilizado de forma que nos pongamos en el peor de los casos, es decir podremos calcular las cuotas que resultarían de una subida en los tipos de interés y ver de esa forma hasta donde podríamos aguantar si el panorama económico cambia.

Los Bancos son nuestra primera opción debido a que normalmente ya somos clientes y tenemos contratados otros productos, pero esto no debe detenernos a la hora de hacer una comparativa de préstamos en otras entidades, el ser cliente desde hace años de uno de estos bancos puede hacernos creer que siempre nos van a ofrecer el mejor trato, pero a la hora de la verdad no es así.

Esta es la razón que debe llevarnos a comparar al menos tres ofertas distintas y si alguna de ellas es mejor que la ofrecida en nuestro banco de siempre, podemos llevársela y pedirle que nos la iguale de esa forma podemos seguir con ellos pero al mismo tiempo habremos conseguido un mejor trato.

Es una forma muy cómoda de conseguir la financiación que necesitamos y también muy rápida si ya somos clientes de alguna entidad que trabaje desde internet, generalmente estos Bancos ya cuentan con nuestro perfil y de esa forma nos ponen un límite de capital que podremos pedir para disponer de el en pocas horas.

Si accedemos a estos préstamos a través de nuestra entidad bancaria podremos obtener cantidades en torno a los 100 000 pesos, como sería el caso del Préstamo Rápido Protegido.

En el caso de acceder desde financieras las posibilidades de obtener cantidades grandes de dinero se reducen ya que no suelen prestar más de 50 000 pesos y por otra parte resultan mucho más caros, la única ventaja que presentan es la flexibilidad al aceptar operaciones que entrañan un mayor riesgo.

Obtener un préstamo personal cuando estamos en una lista de morosos como el buro de credito es misión imposible, sobretodo si pretendemos obtenerlo en el circuito de la banca tradicional.

Por desgracia salir de estas listas nos va a salir muy caro ya que debemos pagar la deuda, pero si no contamos con dinero para hacer eso, deberemos pedirlo en alguna financiera especializada en estos casos.

Generalmente nos prestarán su propio dinero para pagar la deuda y posteriormente negociarán con alguna entidad bancaria el préstamo personal o hacernos un préstamo con dinero privado.

En cualquier caso este es un camino que debemos evitar siempre, los intereses son realmente altos y pueden llegar a un 25%, las comisiones son del mismo modo muy elevadas y en algunos casos hemos visto financieras que cobran un 6% de apertura o un 2% por estudio.

Actualmente son una de las mejores opciones para las personas que buscan financiar algún proyecto o gasto extra, en este tipo de plataformas son los propios usuarios quienes estudian nuestro caso y nos dejan el dinero, por lo general el tipo de interés es mucho más bajo.

También hay plataformas en las que son los bancos quienes se interesan por dejar el dinero y deben ajustarse a las condiciones que nosotros ponemos, se establece una puja en la que la entidad que establece las mejores condiciones es la que finalmente nos presta el dinero.

Las Ventajas

  1. El tipo de interés esta en torno al 8%
  2. Nosotros escogemos el tipo de interés a pagar.
  3. Carece de comisiones.
  4. Tratamos con personas como nosotros.
  5. Si se trata de bancos, ellos nos buscan a nosotros.